Feeds:
Entradas
Comentarios

Posts Tagged ‘canciones’

Será que la calor tan grande que está haciendo en Berlín me ha tostao la sesera más de la cuenta y estoy recuperando del pasado algunos fantasmas que creía absolutamente borrados de mi memoria. Hoy he amanecido con la imagen del Coyote Dax y el dichoso bailecito que acompañaba a su canción “No rompas más mi pobre corazón”. ¡Dios santo! Si entonces ya provocaba sonrojo, al reproducir en mi cabeza las muchas veces que la he oído en la radio y que la he visto ejecutar sobre la pista de baile en discotecas y en verbenas, ni os cuento. Algo que ya nació caduco al amparo de ese concepto de por sí caduco de “tecno-country-baladoso”, ha envejecido tremendamente mal.

 

 

Otros ejemplos sonrojantes de esto que hoy os cuento son la “Macarena” de Los del Río -merece post aparte- y el “Aserejé”. De título impronunciable y que incluso fue interpretado por unos pobres chalaos como un canto “satánico”, lo que seguro que muchos no sabéis es que existe una versión, cantada por las mismísimas Ketchup -el nombre del grupo es otra perlaca- en spanglish, y que es precisamente la que comparto con vosotros.

 

 

Que sí, que vale, que puedo aceptar que el hecho de que te den listo el bailecito ayuda a responder a la pregunta bastante recurrente de “¿Y cómo se baila esto?”, además de animar a los y las más vergonzosillos/as a saltar sin pudor al ruedo, pues todo el mundo está ahí dándolo todo, sin fijarse en ésta o aquél. ¿Os acordáis de “Saturday Night”, de Whigfield? Sonaba por los tempranos 90. Yo, en plena adolescencia, me volvía  loca cuando sonaba en alguna fiesta de cumpleaños. Bueno, yo, y todos los que me rodeaban.

 

 

Pero puestos a los bailes gregarios, yo me quedo con mi “Paquito el Chocolatero”, que sigue siendo la estrella indiscutible de todo evento social en España. No he encontrado ningún vídeo de buena calidad que capte esas filas de gentes yendo pa’lante y pa’trás, y arriba y abajo. Os dejo sólo la música. Pero no creo que os cueste mucho meteros en el papel. ¿Quién no lo ha bailado, manque sea una vez en su vida?

 

Anuncios

Read Full Post »

No sé por qué pero me apetece despedir el año con diez de mis canciones favoritas, mi particular top ten de incombustibles.

 

¡Que las disfruten!

 

10.- Suspicious mind. Elvis Presley. No soy elvismaníaca. No me van nada esos trajes apegados y de pantalones de campana que me lleva ni tampoco esos sortijones y ese pelo pegaillo por el sudor, pero sin duda que cuando uno lo ve actuar, bailar y cantar en aquellos directos multitudinarios a los que hoy nos asomamos casi pidiendo perdón, se despejan las dudas respecto a por qué aún se le llama “el Rey” y por qué es uno de los artistas que más vende después de muerto.

 

9.-Enjoy the silence. Depeche Mode. Los excesos ochenteros no parecen haberles pasado factura y en los directos muestran igual energía que en sus comienzos. De sus inicios rescato esta cancionzaca, cuyo videoclip está entre los supermíticos de todos los tiempos.

 

8.-Your latest trick. Dire Straits. Nunca un saxofón me había sonado tan limpio como en esta canción, un magistral dueto de saxo y guitarra eléctrica que sólo la voz ronca y apagada de Mark Knopfler puede bordar. Quizás los Dire se hayan hecho mundialmente conocidos por la megaescala de Sultans of Swing, o por Tunnel of Love, o por Money for Nothing… pero Your latest Trick es una canción que sugiere mucho más que cuenta. No hace falta entender la letra para intuir que trata sobre un amor furtivo, de esos que llegan no se sabe muy bien cómo, vivido a la luz de la noche y servido en copa fría. Una de las mejores, sin duda.

 

7.- Clocks. Coldplay. Con ella me conquistaron. Con ella les dí un “sí” que hoy sigue en pie. Y espero que me sigan dando buenos momentos musicales.

 

6.-Show must go on. Queen. Elegir una canción de Queen es muy complicado, pero sin duda ésta es, por el significado que supone en la vida de Freddie Mercury y del grupo, la que me parece más rotunda.

 

5.- Wish you were here. Pink Floyd. Tarda en arrancar. Dadle tiempo. Para quienes no conozcáis esta canción, os aviso de que es adictiva. Quemaréis el “replay”/”repeat”. Bueno, con ésta y con la discografía de Pink Floyd, que tiene perlas como la gran ópera rock-psicodélica The wall, The dark side of the moon o el disco al que da nombre esta canción que he seleccionado, Wish you were here.

 

4.-Where the street have no name. U2. En este caso también me ha costado mucho escoger una canción. ¡Me gustan todas! U2 es, sin duda, mi grupo musical favorito. ¡No hay otros como ellos!

 

3.-A whiter shade of pale. Procol Harum. La melodía de órgano que hila la composición musical de la canción le aporta un aire místico que refuerza su enigmática letra, en torno a la que existe un debate, aún no resuelto, sobre si acaso hablan sobre la muerte o sobre los efectos de las drogas. En cualquier caso, y diga lo que diga, en conjunto suena bastante bien.

 

2.-Hey Jude. The Beatles. Marcaron un antes y un después en el mundo de la música y esta canción fue la que marcó la línea con la que separo a los Beatles del resto. Mis respetos para los dueños y señores del pop. De ellos parte todo lo que ha venido después. Y eso es asín…

 

1.- Stairway to heaven. Led Zeppeling. Superar esta canción es muuuu complicao. Con sus dos cambios de ritmo y sus tres partes perfectamente hilvanadas ponen bastante alto el listón. Además, tiene una letra de aupa. Ideal para despedir al año y dadle la bienvenida a los que se pongan por delante.

Read Full Post »